¿Cómo actúa la psicoterapia?

La psicoterapia es el tratamiento que tiene como objetivo el cambio de pensamientos, sentimientos y conductas de una persona que le provocan un grado de sufrimiento importante. Este proceso se lleva a cabo entre un profesional con la formación y las habilidades necesarias para facilitar el cambio psicológico.

Se trata de un vínculo complejo donde intervienen factores como la pericia del terapeuta, el método empleado, el grado de confianza del paciente, el grado de motivación que este tenga para sanar, la clase y gravedad del problema, las redes de apoyo, entre otros.

La psicoterapia propicia cambios congruentes con los objetivos que desea alcanzar el paciente. Proporciona orden al caos facilitando la comprensión de ideas y acciones que habían sido confusas.

Además, conduce a cierto alivio al capacitar a la persona para afrontar ansiedades y tensiones que habían sido evitadas. Señala nuevas oportunidades para aprender modos diferentes de pensar, sentir y actuar. En definitiva, provoca que la sensación de malestar progresivamente vaya dejando paso a la de dominio y control personal.

El cómo se consiga depende del problema que plantee el paciente, de las metas que quiera conseguir y en gran medida del modelo teórico seguido por el profesional, puesto que cada perspectiva en psicoterapia se caracteriza por un conjunto de conceptos y principios que explican cómo ocurre el cambio.