was successfully added to your cart.

Carrito

Los 4 principales vacíos de la salud mental en Chile

Por 12 septiembre, 2019Salud mental
Estos son los cuatro vacíos que se deben abordar según la ONG Mente Sana:

1.- Aumentar el gasto público en salud mental: Actualmente el gasto público en esta área es en torno al 2,13% del presupuesto que se destina al área de salud. El promedio de los países de la OCDE, triplica esa cifra. En el caso de Uruguay, por ejemplo, llega al 9% y de Canadá al 12%. El propio Plan Nacional de Salud Mental y Psiquiatría del Minsal del año 2000 estableció como objetivo alcanzar el 5% del presupuesto. A 19 años, de la propuesta, no se ha avanzado en el área.

2. Crear una «Ley de salud mental»: Chile es uno de los pocos países de la región que no cuenta con una legislación al respecto. Y la propia OMS, dado los indicadores de Chile, ha recomendado expresamente su promulgación. Su fin no sería solo establecer un marco jurídico de derechos tanto para pacientes y profesionales, señalan desde la ONG, sino también serviría para la promoción de políticas públicas transversales e interdisciplinarias dirigidas tanto a enfrentar como prevenir el problema. Resulta indispensable avanzar para materializar una Ley de Salud Mental que oriente las políticas públicas de mediano y largo plazo.

3. Reforma al sistema de cobertura en Isapres: Junto con el aumento de gasto público, se necesita igual esfuerzo en la cobertura de las Isapres, que solo costean aproximadamente menos de un tercio de las consultas de salud mental.

4. Avanzar a una «Ley de Igualdad para la salud mental»: Los beneficios de salud mental deben ser equiparables a los tratamientos médicos y quirúrgicos. La discriminación en contra quienes padecen algún tipo de trastorno emocional no solo genera grandes costos para las familias de los pacientes y el país, sino además impide el acceso a los distintos tipos de tratamientos. Es lo que en EE.UU. se conoce como ParityLaw (acta de paridad de la salud mental).